martes, 31 de marzo de 2009

Te quiero.

Lo bueno ya no se lleva.

Que estén encima de uno no gusta. Que te lo den todo hecho cansa. Ahora nos gusta que “nos den caña”. Una relación sino se convierte en aburrida.


¿Por qué nos atraen tanto las personas que nos convienen tan poco? Es que hoy en día ese es el truco: cuanto más pases de una persona, más le acabas atrayendo. Aunque cuando tú lo intentas, no funciona. Hay gente que ya viene preparada así genéticamente, y son los que más atraen.

Ayer quedé con él y me dio plantón. No volveré a llamarle.
Eso dijiste la última vez.




¿Se ha perdido el romanticismo? Ahora se dice TQM, Teqiero, Tekiero, TKM… por sms, por Messenger… el “te quiero” ha perdido toda su esencia. Está desvirtuado. Nadie lo dice ya a la cara. Da como vergüenza, queda como cursi, ¿no?


Es una pena. Aunque tampoco quiero decir que deba decirse te quiero a todas horas. De hecho, mucha gente lo dice sin siquiera sentirlo. Porque... ¿qué responder cuando te dicen te quiero si no sientes lo mismo? ¿Y cómo sabes cuándo quieres realmente a una persona?



¿Se ha perdido el romanticisimo porque ya no estamos seguros de si queremos a alguien? ¿O es un mecanismo, una evolución, para evitar que nos hagan daño?

lunes, 30 de marzo de 2009

Amigos de fiesta.

Hay dos tipos de amigo. Bueno, realmente hay muchos más, pero yo los diferencio en dos:

- Amigos amigos.
- Amigos de fiesta.


Solemos confundir a ambos. Los amigos amigos son los que te aguantan tus manías, tus tonterías, y la primera de cambio, te pueden poner firme.

Los amigos de fiesta son aquellas personas que crees que te conocen mejor que tú mismo sólo por el hecho de haber compartido dos copas con ellos. Pero olvídalo. Al día siguiente, si te hablan, es para preguntarte:

¿Saldrás el sábado que viene?
Menuda noche ayer.


¿Realmente todos necesitamos “amigos de fiesta”? Siempre hay que tener alguno, ¿no? Pero cuidado, no pienses que son tus verdaderos amigos, porque entonces vamos mal.

Como los amigos de fotolog (aunque ahora ya no). Por el hecho de firmarte ya creías que eran tus amigos, pero nada más lejos de la realidad. Ellos tenían su vida. Tú, la tuya.


¿Realmente diferenciamos a nuestros amigos? ¿Confundimos tipos de amistades? ¿Cómo sabemos quién “es” y quién “no es”?

domingo, 29 de marzo de 2009

Antes de que llegara, no nevaba nunca.

Supongo que si todos fuéramos como Edward, no diferenciaríamos el bien del mal. Aunque él, realmente, y en secreto, si lo diferenciase.

Lo diferente suele ser mirado con recelo, no gusta. Por eso existe el racismo, la homofobia… y tantos otros prejuicios tontos.

He hecho algo mal.
Pues hasta la vista.



Hoy en día, hacer 1000 cosas buenas no es suficiente… si haces una mala. Los errores siempre son recordados más que lo que hacemos bien.

¿Por qué puedo haber sido el mejor novio del mundo que, si cometo un error, ese error anulará todo lo anterior? ¿Por qué lo malo siempre prevalece sobre lo bueno?
Tampoco quiero generalizar. No sé si sería capaz o no de perdonar una infidelidad (puedo decir que sí, pero hablaría sin conocimiento de causa). Pero no sólo me refiero a eso.


Le hice una fiesta sorpresa por su cumpleaños, reuniéndole con viejos amigos que creía ya perdidos.

Le regalé lo que más quería.

Siempre me acordé de preguntarle por sus cosas.

Si estaba mal, le llamaba. Si estaba bien, también.

Le acompañé al médico aquel día que se torció la muñeca.

Le defendí delante de toda esa gente.

Le escuché.


¿Y por qué te dejó?

Le mentí.

¿Nos persiguen nuestros errores hasta el final? ¿No hay forma de enmendarlos? ¿Se convierten los errores en excusas perfectas para que dejar o que nos dejen?

Algunas veces, aún bailo bajo la nieve...

sábado, 28 de marzo de 2009

Gris.

La gente es falsa. Punto.

La gente sigue modas para sentirse aceptada. Punto, punto.


Si alguien dice: Oh, mira que flipados, cierran el tablón de firmas para hacerse los guays. Créeme, esa persona acabará cerrando el tablón de firmas.

No puedes fiarte de lo que dice la gente. Unos dicen algo estando contigo, pero cambian el discurso completamente estando con otra persona.
Aunque tampoco digo que lo bueno sea decir siempre la verdad. La verdad duele. La mentira más. Por eso, lo mejor es optar por una verdad versionada, relativa. La gente suele moverse en términos absolutos.


Yo digo las cosas a la cara.
(Ése es el primero que no te dirá las cosas a la cara)

Prefiero cortar toda relación…


¿No es mejor moverse en términos relativos? ¿No ser tan absolutistas con todo?
¿Deberíamos dejar de movernos en “blanco” y “negro” y pasarnos al GRIS?

viernes, 27 de marzo de 2009

¿Darlo todo?

Hoy en día no sirve darle toda tu vida a una persona.

Espera, empecemos de otra forma. Nunca debes darle toda tu vida a una persona. Porque es como darle una pistola a un niño de 5 años. Créeme que disparará, aunque pienses que no sabrá cómo.

De hecho, hay gente que incluso puede pensar que darles todo es una injusticia. Me explicaré.


Yo no te he dado ni la mitad de lo que me has dado. Te dejo porque lo veo injusto por mi parte.


¿Perdona? ¿Qué ves injusto qué? ¿No eres capaz de dar tú un poco, de poner un poco de tu parte?

Esta reflexión se une con otra: la gente es muy vaga. Nos gusta que nos den todo hecho. Y no tener que hacer nosotros nada. Es así. Que nos propongan los planes para no tener que pensarlos nosotros, que nos llamen para no tener que llamar nosotros… claro que así la vida es mucho más cómoda.

Joder, pero yo también quiero vivir esa vida.


Le di todo y me dejó. Ahora no tengo nada.

Haberte quedado algo para ti. Ése es el truco.

jueves, 26 de marzo de 2009

Obsesión.

¿Existe el amor a primera vista?
Sí.

¿Es posible enamorarse de alguien sólo por una fotografía?
No, realmente no.

Obsesión.

Obsesión es no dejar de mirar el Messenger por si esa persona se conecta.

Obsesión es intentar coincidir con esa persona porque necesitas verla.

Obsesión es sonreír cada vez que te manda un mensaje o te llama.

Obsesión es ir hacia donde esa persona va a estar para intentar veros.

Obsesión es agregarle en todas las redes sociales posibles.

Obsesión es hacer cosas por esa persona.

Obsesión es intentar ayudarle aunque no le conozcas de más de una semana.






Obsesión. Que palabra más fea.
¿Realmente todo eso tiene que llamarse obsesión?

miércoles, 25 de marzo de 2009

Sólo es mi amigo.

No me gusta.




Y un cuerno. Una de las peores cosas que te pueden pasar es enamorarte de tu mejor amigo. Sí. Eso sí, hablamos de cuando es un amor no correspondido (no somos ni Chandler ni Monica ni vivimos en la serie FRIENDS).

Sólo es mi amigo.

Saber que la otra persona no siente nada, y que tienes que seguir conviviendo con ella, porque es tu mejor amigo.


- Tengo un problema, estoy enamorado de mi mejor amigo.
- Uf, pues suerte y ánimo.


Lo malo es darte cuenta de que, si no consigues que la otra persona sienta lo mismo por ti, esa relación acabará por terminar. Porque tarde o temprano, se dará cuenta, lo sabrá, y empezarán los desplantes, la incomodidad…


No te puede llamar, he estado muy ocupado.
Lo siento, hoy no me apetece quedar.



Nadie sabe llevar una situación así. Si se enamoran de ti y no sientes lo mismo. Sinceramente, viéndolo desde los dos lados, es una auténtica putada.

martes, 24 de marzo de 2009

Bola de nieve.

No me apetece discutir.

A mí tampoco. Pero es lo que hay. La gente se piensa que a uno le gusta discutir. Pero no es así. Las cosas se hablan. Pero sobretodo, se hablan en cuanto suceden. Lo peor que puede haber es dejarlo pasar. Los enfados sin aclarar son como una bola de nieve: empiezan muy pequeños y según va pasando el tiempo, se van haciendo cada vez
más y más grandes.


¿Qué ocurre? Que cuando hay uno nuevo, se sacan cosas que no tienen nada que ver, incluso de hace meses, porque en su momento no se habló.


Prefiero pasar.


Muchas personas, cuando hay un problema, prefieren pasar. Pero no se dan cuenta que es como inmolarse. Simplemente no se puede “dejar pasar”. Las cosas hay que hablarlas, sea un enfado tonto o algo mayor. A nadie le gusta discutir. Pero ninguna relación aguanta sin una discusión.


Mucha gente lo hace por temor al enfado con la otra persona (amigo, amante, pareja). Pues que piensen en esto:



**Sólo tienes verdadera confianza con una persona cuando eres capaz de enfadarte con ella**

lunes, 23 de marzo de 2009

A mí también.

¿Cuántas veces os habéis quedado con cosas que decir? ¿Cuántas veces una persona os lo ha hecho pasar mal y no habéis podido decirle todo lo que sentíais?


A mí me ha pasado.

A mí también.



Yo soy de los que corta toda relación para que no puedan decirme lo que sienten.

Yo no pude decirle a mi ex que era un cobarde por dejarme por email.

Yo no pude decirle a mi mejor amigo que no sentía que fuera mi mejor amigo.

Yo me quedé sin decirle a mi amiga lo poco que me escuchó cuando lo necesitaba.

¿Os ha pasado? Querer decirle a esa persona tantas cosas y quedarte con ellas porque la relación se rompe.

Yo me quedé sin decirle que fue lo mejor que me pasó en la vida.

Yo me quedé sin decirle que gracias a él, tuve alguien en quien apoyarme.




Tantas cosas que quedan por decir. No me gusta quedarme con eso dentro.
Necesitamos seguir adelante. Y muchas veces, eso nos lo impide.

domingo, 22 de marzo de 2009

Eres un pesado.


Eres un pesado.



¿Hay que cambiar por la persona a la que quieres, sea amigo o pareja? A mí nunca me ha valido eso de: “Es que soy así”. No. Eres así porque eres un vago, y no quieres cambiar esa cosa que tanto molesta o ese hábito que tanto fastidia.
Es la excusa perfecta. Cuando echas la bronca a alguien: “es que soy así”. “Déjale, es que es así”.


Eres un pesado.


Yo he cambiado muchas veces partes de mi forma de ser por un amigo, o por alguien que me importaba. Pero la gente no es así. La gente no cambia. Porque la gente es muy vaga y muy cómoda.


Eres un pesado.


¿Qué menos que estar pendiente de tu novio o de tu amigo? Odio que no contesten a un mensaje. Odio cuando ven 5 llamadas perdidas en su móvil y no son capaces de devolver la llamada. Pero, por encima de todo, odio esta frase: “Es que he estado muy ocupado”.


No, es que me preocupo.

sábado, 21 de marzo de 2009

Mentiras

Dicen que te puedes encontrar 100 oportunidades a lo largo de un día de hacer un acto malo, y sólo 1 oportunidad de hacer un acto bueno. Normalmente, elegimos el malo. Ahí incluímos el mentir.


El mundo se mueve por mentiras.

¡Dios, no tenemos nada que ver! Me han mentido muchas veces y lo bonito es saber que el mundo NO se mueve así. ¿Qué personas que no tienen que estar cerca de ti sí lo hacen? Vale, pero mientras tú seas honesto y te rodees de gente que lo sea… olvídate de eso que dices del mundo.


Pero yo es que no baso mi vida en el mundo. Yo la baso en mí y en los que me rodean. Mi mundo ya no se basa en eso. Y eso es lo bonito. Saber que una parte de ese mundo que se mueve por mentiras, no se mueve por mentiras. Y esa parte es MI MUNDO. Cómo me alegro de saber que el tuyo tampoco.





Ya hay dos partes de ese mundo que se mueve por mentiras, que no se mueven por mentiras.

viernes, 20 de marzo de 2009

Alivio de conciencia

Realmente, a la gente le importa una mierda lo que nos pasa. De hecho, la gran mayoría de personas simplemente se interesa por aliviar su conciencia. Sí, eso he dicho. Alivian su conciencia pensando que se preocupan por lo que les pasa a los demás. Pero no es así. Es un acto egoísta, un acto calculado.


Ya no nos interesa como está el de enfrente, a no ser que lo que le pase nos influya directamente.

Emails

Sí, la gente deja a sus novio/as por email. Y esto es así, tan cierto como que David Lynch es un enano encubierto. ¿Hasta este punto hemos llegado? Que si a la cara es más difícil, que si en persona no se acaban diciendo todas las cosas que se quieren decir… ¿y? Yo quiero ver la cara al que me deje cuando me deje. Quiero oír sus razones, no leerlas en una pantalla. Porque cuando alguien dice unas razones en voz alta, suenan de una forma totalmente diferente a cuando se escriben en un teclado.

Sobre todo, porque por email no te contestan al momento, no ves la cara de la otra persona, su mirada, sus gestos, no oyes sus palabras, sus respuestas... es algo vacío de sentimientos, por muy poético y bonito que sea lo que se escriba.

Ya sólo por el hecho de que haya habido algo entre los dos, ¿por qué, en ese momento, esa persona no tiene las narices de echarle h***** al asunto, plantarse y decirle: aquí estoy, tenemos que hablar? La gente se ha vuelto cobarde. Es un asco, pero es así, tan cierto como que todo es relativo.

jueves, 19 de marzo de 2009

Dextrocardia

La dextrocardia es una enfermedad cardíaca de origen genético: el corazón se ubica en el lado derecho.

El corazón en el lado derecho.... ¿puede afectar eso al comportamiento... a la personalidad de alguien? Históricamente, la zona izquierda siempre ha sido la mala (por eso se llamaban 'diestra' y 'siniestra'). ¿Nadie reparó en que el corazón estaba en ese lado maldito?

El corazón está muriendo. Empezó su muerte cuando nació internet (y los móviles).
Nadie debería ser dejado por un email, o por un SMS... y ahora, hoy en día, es la forma más común. La gente ya no es valiente. Nos hemos vuelto cobardes. Por internet podemos ser graciosos, valientes, simpáticos, sentimentales... pero cara a cara, en el cuerpo a cuerpo, nos movemos de pena.

¿Será por que hemos nacido con el corazón en el lugar equivocado? ¿Influye eso en nuestras decisiones? ¿Influye en nuestra forma de querer, de amar, de ver la vida?

Yo nací con el corazón en el lado izquierdo (o eso creo, nunca me lo he visto). Me gustaría cambiarlo al otro lado, a ver si las cosas sucedían de otra manera.

-------------------------------------------------------------------------------------------------

Dextrocardia is a genetic cardiac disease: the heart is situated on the right side.
The heart on the right side...can it affect someone's behavior....personality? Historically, the left side has been considered the bad one ( that's why in Spanish diestra means right and siniestra means both left, and sinister). Nobody noticed that the heart was on this cursed side?

The heart is dying. It started dying when the Internet (and cell phones) was born.
Nobody should by dumped in an email, text message...and these days, this is the most common way. People are not brave anymore. We've become cowards. On the Internet we can be funny, brave, friendly, sentimental...but face to face we are driven by shame.

Can it be due to the fact that we were born with the heart on the wrong side?
Does it influence our decisions?
Does it influence the way we like, love, see life?

I was born with the heart on the left side ( at least that's what I think, I have never seen it). I would like to change the side, to see if things would happen in a different way.